Vulnerabilidad será la palabra de moda en 2016. Vulnerable será la recuperación económica global. Vulnerables serán quienes dependan de los altos precios del petróleo o de la inversión y demanda chinas. Vulnerables serán derechos y libertades que creíamos adquiridos y que pueden verse sacrificados en aras de la seguridad. Vulnerables serán también los liderazgos, las alianzas y los procesos de integración regional. Esta vulnerabilidad se manifiesta en 10 grandes temas que van a marcar la agenda internacional en 2016.

Riesgo en los mercados emergentes

El epicentro de la gran crisis económica global ha ido desplazándose. Empezó en el corazón del sistema, Estados Unidos, pero fue en Europa y concretamente en los países de su periferia sur, donde se hizo más persistente. En 2016 puede que algunas economías emergentes tomen el relevo. Empezando por la mayor de ellas, China. Si lo que se presencia es algo más que un resfriado, el riesgo será sistémico y sus efectos serán especialmente duros para aquellas economías más dependientes del mercado y las inversiones chinas. Otro mercado emergente sobre el que se mantendrán las especulaciones es Brasil. El país continuará en recesión, persistirá el acoso político contra la presidencia de Dilma Rousseff y las manifestaciones de descontento ciudadano. Lo que hará de 2016 un año especial para Brasil es la celebración de los Juegos Olímpicos de verano en Rio de Janeiro que pondrá al país en el escaparate mundial.

Una gasolinera cerca de un pozo de extracción de petróleo en Estados Unidos. J. Pat Carter/Getty Images
Una gasolinera cerca de un pozo de extracción de petróleo en Estados Unidos. J. Pat Carter/Getty Images

Bajos precios del petróleo

La tensión bajista sobre los precios del crudo continuará si Arabia Saudí está dispuesta a acumular pérdidas siempre que sus rivales cosechen pérdidas mayores, si Irán pone en el mercado su producción de crudo aprovechando el fin de las sanciones internacionales y si la demanda ...