“Si la economía mundial sigue igual, no hay esperanza para Haití”. Claro y muy directo se ha mostrado Asier Reino, fotógrafo y director del documental: Haití, tierra de esperanza, al hablar de la situación actual del país y el papel de la comunidad internacional, los políticos y las ONG.

Haitidocu3
Fotograma del documental Haití, tierra de esperanza. Asier Reino


 

FP en español. ¿Por qué decidiste grabar un documental sobre Haití?

Asier Reino. Haití era el lugar más complicado, difícil y desagradable donde había estado. Lo visité por primera vez en 2004 y tras estar allí, decidí no volver nunca más. Mi visión era totalmente negativa. No había esperanza para el país. Sin embargo, años después la ONG Cesal me propuso un desafío: volver a Haití para comprobar que sí había esperanza.

Sin embargo, tras este último viaje, y después de haber grabado el documental, la existencia de la esperanza que la ONG me lanzó como anzuelo, reconozco que no me la llegué a creer del todo en ningún momento. Lo triste es que a día de hoy tampoco. Si que es verdad que algunas cosas están mejor, pero de eso a que haya esperanza para Haití... desde luego yo no lo afirmo. Ni para Haití ni para otros muchos países si la economía mundial sigue formulada tal y como lo está ahora.

FP.¿A qué te refieres con la economía mundial?

AR. Quiero decir que, por mucho que se pongan parches, la situación de la gente de estos países no va a mejorar con un sistema económico como el que impera en el mundo en la actualidad. Con la globalización actual y la dictadura de los mercados vamos a peor, también en el mal llamado mundo desarrollado. Y como no se quiere cambiar, ...