30:03 IMAGEN DESTACADA WEB
Alfredo Solís, propietario de Mezcalero Cocina Mexicana, trabaja en una cocina al aire libre en la festividad mexicana del Cinco de Mayo, en Washington DC. (Foto: Allison Shelley/para The Washington Post vía Getty Images)

¿Cómo se posiciona en el exterior y qué fuerza tiene la comunidad latinoamericana?


El término diásporas, hoy desprovisto del estigma del exilio, la persecución o el anhelo del retorno, engloba a individuos y comunidades repartidos por el mundo, vinculados por una conexión emocional y material con sus lugares de origen. El fin de las diásporas o comunidades transnacionales ya no es el regreso, sino un apego individual o colectivo, a veces temporal o transitorio, y transmitido a las siguientes generaciones. Ese compromiso con el país de los ancestros genera dinámicas económicas, políticas y culturales que varían también según la ecuación con el lugar de residencia. Las diásporas son además diversas y representan intereses nacionales, regionales o etnolingüísticos, dentro de los cuales habrá a su vez pluralidad de opiniones, cuyo impacto podrá dirigirse a la sociedad anfitriona o a la de origen. Latinoamérica, como gran corredor y región de origen migrante, tiene una vibrante comunidad en el exterior, que incide y se posiciona como agente global de influencia en otros continentes, principalmente en Europa y Norteamérica.   


Fotografía de la diáspora latinoamericana


Según el Informe de 2022 de la Organización Mundial de las Migraciones (OIM), cerca de 11 millones de personas procedentes de Latinoamérica y el Caribe vivían fuera de sus países en 2020. Ese mismo año, de los casi 59 millones de migrantes que residían en América del Norte, 26 millones procedían de América Latina y el Caribe. Estos flujos globales hacia América del Norte conforman actualmente el mayor corredor migratorio global, intensificado por el éxodo venezolano, las ...