La Gran Recesión ha hecho añicos el distrito financiero de Nueva York, con pérdidas de más de 70.000 millones de dólares y 46.000 puestos de trabajo. Pero, ¿cómo les va a las otras Wall Street?  

 

Canary Wharf, Londres


Estadísticas: El segundo centro financiero más importante ha tenido una pérdida de 20.000 puestos de trabajo y de 110.000 millones de dólares (78.555 millones de euros) en amortizaciones desde 2008.

Signo de los tiempos: En los años de la burbuja inmobiliaria, el sector financiero se duplicó, hasta suponer el 11% del PIB, pero hoy en día los arrendamientos han descendido un 20%: en las protestas contra la cumbre del G-20, una turba furiosa lanzó huevos y quemó imágenes de banqueros. Y las perspectivas a largo plazo no son halagüeñas: los bancos británicos han de deshacerse de unos 200.000 millones de dólares en activos tóxicos.

Kabutocho, Tokio


Estadísticas: El rival asiático de Londres y Nueva York ha eliminado más de 5.000 puestos de trabajo.

Signo de los tiempos: En el punto álgido del boom de 2007, Japón concentraba el 15% de toda la riqueza financiera mundial, mientras representaba sólo el 8% del PIB global. Pero el Lehman shokku lo ha paralizado. Un bar situado en el edificio de la sede central de Goldman Sachs, en Tokio, ha comenzado a organizar fiestas carta de despido para que los banqueros desempleados hagan networking. El sector bancario de Japón está migrando a China a un ritmo creciente.

 

Centro Financiero Internacional de Dubai


Estadísticas: El índice bursátil central ha experimentado un desplome de más del 70% en 2008.

Signo de los tiempos: Eufóricos con la riqueza generada por el petróleo, y disfrutando de tipos impositivos bajos y del laissez-faire, ...