Un grupo de refugiados de Donetsk y Lugansk esperan para recibir la ayuda humanitaria de la misión de la ONU en Yalta, a 142 kilómetros al este de Donetsk. (Alexander Khudoteply/AFP/Getty Images)
Un grupo de refugiados de Donetsk y Lugansk esperan para recibir la ayuda humanitaria de la misión de la ONU en Yalta, a 142 kilómetros al este de Donetsk. (Alexander Khudoteply/AFP/Getty Images)

He aquí algunos posibles escenarios que podrían darse durante y una vez terminado el enfrentamiento.

Los tres principales temas que se han tratado de manera recurrente a lo largo de la crisis ucraniana han sido las relaciones comerciales, la seguridad energética y la crisis humanitaria. Precisamente durante la fallida reunión de Minsk, el pasado 26 de agosto, concluía en esos días la entrega del primer convoy humanitario procedente de Moscú hacia la población civil de estas regiones. Población civil de la que poco o nada se había hablado antes del anuncio ruso del envío de ayuda humanitaria.

Si a mediados de agosto la situación de la población era dramática, con el recrudecimiento del conflicto la crisis humanitaria se ha agravado sobremanera, no sólo por el número de bajas civiles, en torno al millar, si no también por el intenso flujo de desplazados que se dirigen, especialmente, hacia Rusia. Las cifras han ido in crescendo de manera exponencial a lo largo del verano. Ya en el mes de julio el Servicio Migratorio Federal ruso registraba alrededor de 140.000 solicitudes de ucranianos bajo diversas formas legales de estancia como la residencia temporal/permanente o en el programa de “asentamiento de compatriotas” (12.000), 48.0000 peticiones de asilo y refugio o 27.000 de ciudadanía. Pero estas cifras han seguido aumentando y ya a finales de agosto el número de peticiones de asilo y refugio en Rusia alcanzaba las 66.000. Según estas fuentes más de 121.000 ucranianos habrían solicitado el estatus de refugiado desde comienzos de este año.

Por su parte, 4.106 ucranianos habrían pedido asilo en la Unión Europea entre enero y julio, ...