FP en español habla con Marco Travaglio, uno de los periodistas italianos que más ha investigado las relaciones entre mafia y política, sobre las enfermedades crónicas que sufre su país.

travaglio

FP en español: En estos momentos, la popularidad del primer ministro italiano es bastante alta. ¿Cree que la crisis económica terminará erosionándola o el Ejecutivo está tomando las medidas necesarias para que el país salga de la crisis?

Marco Travaglio: El Gobierno no está haciendo nada para salir de la crisis. Absolutamente nada. El problema es lo que ocurre con la opinión pública en mi país. Dado que Silvio Berlusconi controla directa o indirectamente un gran porcentaje de los medios de comunicación, es fácil trasladar a la opinión pública la impresión de que tanto su Gobierno como él están trabajando de un modo muy activo en la resolución de los problemas. Y esto vale tanto para la política económica como para la reconstrucción de las zonas afectadas por el terremoto o los asuntos de seguridad. La alta tasa de popularidad del Presidente se explica por las grandes tormentas mediáticas de autopromoción, que tratan de ofrecer una imagen que poco tiene que ver con la realidad. En unos meses, cuando pasen esas tormentas y se deposite el polvo levantado que disimula su inactividad, se descubrirá que no se han materializado medidas útiles para Italia.

FP. ¿Cabe esperar un líder y un programa de la oposición que supongan una alternativa a Berlusconi?

M.T. La oposición es inexistente, si exceptuamos el partido del ex fiscal anticorrupción Antonio Di Pietro. La formación mayoritaria de la oposición, el Partido Democrático, creado a finales de 2007, en realidad nació ya muerto. Se constituyó a partir de políticos provenientes de la vieja democracia cristiana y del antiguo partido comunista. En otras palabras, la misma clase política decrépita, ...