Pacientes sin fronteras: el turismo médico ahorra costes.

Seguramente acostumbran a enseñar  su tarjeta de la Seguridad Social  cuando acuden al médico. Muy pronto,  es posible que muestren el pasaporte.  Por lo menos, ésa es la  apuesta de PreviMed, una nueva  empresa de Silicon Valley (California)  que pretende ser una especie  de Atrapalo.com de la atención  médica. “Nuestra idea es  ofrecer a los pacientes, sus compañías  de seguros y sus médicos  de cabecera una opción”, explica  el consejero delegado, Atul  Salgaonkar. “Queremos que puedan  decir: ‘Quiero operarme en  India por tal precio o en Tailandia  por tal otro’. No estamos  hablando de clínicas de botox de entrar y salir; PreviMed sólo se  ocupará de procedimientos necesarios”.  Los ahorros que supone viajar al  extranjero para una operación son  inmensos, pero, como a los pacientes les  resulta difícil informarse sobre hospitales  foráneos y comprender los riesgos,  se resisten a viajar a otro país para  someterse a tratamiento médico.

Llenar ese vacío de información es lo  que se propone PreviMed. Si una persona  necesita un tratamiento concreto pero  no puede permitirse el pago del seguro,  la compañía puede enviar su información  médica a un servidor en el sitio web de  PreviMed. Varios hospitales de todo el  mundo, previamente comprobados,  pujan por quedarse con el caso y sugieren  un tratamiento y un precio específicos.  La persona puede escoger entre  diversas ofertas.

Salgaonkar reconoce el peligro de  que algunos hospitales sin escrúpulos  traten de engañar al sistema o de que las  compañías de seguros presionen a los  pacientes para irse al extranjero  porque el tratamiento es más  barato. Sin embargo, en su opinión,  las ventajas superan a los  riesgos. “Queremos pensar que,  con un pequeño grado de transparencia,  estamos cambiando  un poco las cosas, para mejor”,  dice. Entonces, cuando compiten  los hospitales, ¿salen ganando  ...