Donald Trump participando en el debate de las elecciones primarias republicanas. de Estados Unidos. Mandel Ngan/AFP/Getty Images)
Donald Trump participando en el debate de las elecciones primarias republicanas. de Estados Unidos. Mandel Ngan/AFP/Getty Images)

Estas son las mejores perlas que le ha dedicado el político estadounidense al resto del mundo.

Encabeza todas las encuestas y copa todos los titulares. El millonario Donald Trump quiere ser presidente de Estados Unidos y para ello aplica la receta que le hizo triunfar en el mundo de los realities televisivos: decir cosas que nadie más dice. Lleva años dejando pistas sobre su política exterior y no teme ofender a aliados ni provocar a enemigos.

 

“China quiere que nuestra gente pase hambre”

El Gobierno chino es uno de los objetivos favoritos de Donald Trump. Su principal queja es que Pekín “está estafando a EE UU como nadie lo ha hecho antes” mediante acuerdos comerciales injustos que Washington ha negociado mal. Puede que Trump acuse a los chinos de querer que llevar el hambre a Estados Unidos pero el magnate no les pagaría con la misma moneda: ante la visita del presidente chino, Xi Jinping, el magnate ha dicho que no le homenajearía con una cena de gala como hace Barack Obama, pero sí que le daría “un doble Big Mac” y le diría que no puede seguir devaluando su moneda.

 

“Voy a tener que asustar al Papa”

En una entrevista en la cadena CNN preguntaron a Trump qué haría si el Papa Francisco le dirigiera una de sus habituales críticas al capitalismo. En un giro inesperado, el candidato respondió que en tal caso “tendría que asustar” al pontífice preguntándole si sabe que el Estado Islámico tiene planes para invadir el Vaticano. No se sabe qué respondería el Papa ante un cambio de tema tan sutil pero tal vez se llevarían bien, ya que el millonario estadounidense ha dicho que Francisco “es un hombre humilde, muy parecido a mí, lo que puede que ...