brexitmay
La primera ministra de Reino Unido, Theresa May, sale de 10 Downing Street en Londres tras alcanzar el borrador del acuerdo de Brexit con la UE. (DANIEL LEAL-OLIVAS/AFP/Getty Images)

El acuerdo logrado por Theresa May sobre el Brexit se encamina hacia la derrota en el Parlamento. La consecuencia puede ser que no haya ninguno, que se negocie uno nuevo, elecciones generales, un segundo referéndum... o que los diputados se traguen el paquete al segundo intento. ¿Qué sucederá si la Cámara rechaza el acuerdo de la primera ministra?

Theresa May ha cerrado su acuerdo con la Unión Europea y ha convencido a la mayoría de su Gabinete para que lo respalde. A pesar de las dimisiones de ministros importantes como Dominic Raab y Esther McVey, tiene muchas probabilidades de sobrevivir a cualquier intento inmediato de acabar con su liderazgo. A muchos parlamentarios conservadores, tanto partidarios del Brexit como de permanecer en la UE, les conviene mantenerla hasta que haya finalizado el proceso. Sin embargo, May ha prometido que, después de que los dirigentes de la Unión ratifiquen el acuerdo en una cumbre especial el 25 de noviembre, convocará una “votación importante” en la Cámara de los Comunes. Seguramente, se celebrará a principios de diciembre, y no es fácil que pueda ganarla.

El acuerdo de May para la retirada consiste en un tratado y una declaración política que esboza qué forma adoptará la futura relación. Dice que hay que escoger entre su acuerdo, irse sin ningún acuerdo o —como amenaza a los partidarios del Brexit que puedan rebelarse— permanecer en la UE. El Gobierno confía en que su plan obtendrá cada vez más apoyos porque es una alternativa al caos. Los líderes económicos, muchos de los cuales temen quedarse sin acuerdo, van a hablar públicamente en favor de la propuesta de ...