coronavirusmecca
Peregrinos con mascarilla en la Gran Mezquita en Arabia Saudí. (BDEL GHANI BASHIR/AFP via Getty Images)

Aunque el número de contagios no es tan elevado como en otras regiones, los expertos vaticinan un enorme impacto económico.

Sábado 21 de marzo. 7 de la mañana. Las sirenas suenan en Amán para recordarnos el toque de queda que el Gobierno jordano ha impuesto en el país y que se mantendrá de forma indefinida para frenar la expansión del coronavirus en Jordania.

La pandemia de coronavirus que está afectando a todo el globo no ha dejado región sin tocar y el mundo árabe no es una excepción, aunque el número de casos está lejos de los registrados en países como España, Italia, Irán y, por supuesto, China.

Los casos en toda la región superan los 27.000 (27.263 a fecha de 1 de abril) y el número de fallecidos asciende a 463. El país más afectado es Turquía, con 13.531 casos confirmados, seguido por Israel (5.591), Arabia Saudí (1.563), Catar (781) y Argelia (716). Un caso especial es Egipto, que oficialmente ha confirmado 710 contagiados, pero se sospecha que la cifra real es mucho más elevada. Un artículo de The Guardian cifraba el número de casos en 19.000, lo que ha resultado en la expulsión de su corresponsal de Egipto.

El único país sin casos registrados es Yemen. En Siria el primer contagio por COVID-19 se confirmó el pasado 23 de marzo, aunque según publicaba Al Jazeera, es posible que hubiese con anterioridad, pero es difícil determinarlo porque carecen de material para hacerlo. En la actualidad, se han confirmado 10 afectados tanto en Siria como en Libia. Se teme que la enfermedad se propague en países cuyo sistema sanitario está severamente dañado por años de conflicto.

coronavirusKuwait
Expatriados de Egipto, Siria y Líbano esperan ...